Wednesday, July 2, 2014

Cambian por tercera vez la cifra del censo de población

La resolución 080/2014 que emitió ayer el Instituto Nacional de Estadística (INE) da cuenta de que en Bolivia existen 10.059.856 habitantes. La cifra se constituye en el tercer cambio que presentan autoridades de Estado sobre la cantidad de población que tiene el país, situación que llamó la atención de especialistas porque consideran que nunca en la historia de los censos hubo una variación de cifras de esa magnitud.

La primera cifra se conoció el 23 de enero de 2013, cuando el presidente Evo Morales informó de que en Bolivia habían 10.389.913 habitantes; seis meses después el decreto 1672, de julio de ese mismo año, señalaba que eran 10.027.262 bolivianos, y ayer el INE comunicó que somos 10.059.856, es decir, 32.602 habitantes más que la última vez.

La entidad informó de que esta variación se debió a la “revisión de archivos físicos versus registros digitales”, esta comparación estableció que muchas personas o localidades fueron omitidas, en áreas rurales”, refiere el documento oficial.

Modificaciones

De igual modo, el director del INE, Luis Pereira Stambuk, explicó a EL DEBER que en estos seis meses fueron escuchadas las observaciones que realizaron las organizaciones sociales sobre distintos temas, como límites territoriales o pertenencia a algún determinado lugar, lo que ocasionó que se atendieran esas demandas.

“Lo que se refería a reubicación con antecedentes, como una comunidad que lleva el mismo nombre de otra, pero que está en otro lugar, es lo que trabajamos, también la desagregación porque los municipios querían que sus datos estuvieran desagregados a nivel de comunidades, porque ellos distribuyen sus recursos igual que el Gobierno, entonces para recibir dinero de sus municipios debían estar en la base de datos”, explicó el responsable del INE.

De acuerdo con las regiones, las organizaciones pidieron especificar el nombre y el lugar, de ese modo se fijó dónde queda un cantón, una comunidad, una hacienda o un municipio, prosiguió Pereira Stambuck.

Improvisados

Los especialistas y los políticos no dejaron esperar las críticas a este tercer cambio; el portavoz de la Ruta del Censo, la institución que hizo seguimiento de este trabajo, Julio Alvarado, afirmó que ninguna institución podrá utilizar las cifras del INE porque no tienen consistencia y que sus autoridades no atendieron las observaciones que realizaron en su momento.

El diputado Lucio Marca (MAS) justificó el trabajo y dijo que “en cualquier Estado” se presenta este tipo de ‘ajustes’ a los datos finales y que, en todo caso, las cifras que utilizará el Gobierno para cualquier labor o política de Estado serán los datos del INE.

Su colega, Javier Leigue (CN), afirmó que esta variación era previsible porque el centro estadístico ya mostró que no es capaz de realizar un trabajo profesional y técnico porque sus responsables son manipulados desde el Ejecutivo

No comments:

Post a Comment