Monday, December 8, 2014

Tarija tiene la inflación más alta de Bolivia en los últimos meses



Según datos registrados por el Instituto Nacional de Estadística (INE) el Índice de Precio al Consumidor (IPC) del mes de noviembre en el departamento de Tarija registró una variación porcentual de 3,35 por ciento a diferencia del mes de octubre que fue de 0.53, lo que representa que se tuvo una inflación de 2.82 por ciento. Esta cifra es la más alta a nivel nacional.

Con respecto al mes de octubre y noviembre, el país registró una inflación del 0.61 por ciento, sin embargo, de los nueve departamentos el que presenta mayor índice es Tarija con 2.82 por ciento, seguido de: Cochabamba 1,01; Santa Cruz 0,70; Sucre 0,51; Potosí 0,46; Oruro 0,11; La Paz 0,06 y finalmente Cobija con un 0,01 por ciento.
La categoría que presentó mayor incidencia en el incremento de los costos a comparación del mes pasado, según el IPC fueron los alimentos y bebidas no alcohólicas con un porcentaje del 6.87 por ciento a comparación con el mes de octubre.
En el mes de noviembre, el departamento de Tarija registró una inflación en productos como: tomate, arveja, lechuga, zanahoria, choclo y haba. En cambio los productos que registraron deflación en el período analizado fueron la papa, plátano, banano, guineo, sandía y huevo de gallina.
El responsable de comunicación del Instituto Nacional de Estadística, Dhery Ramos, dijo que mensualmente el instituto presenta el índice del consumidor para medir la inflación que registró el departamento en comparación del resto del país.
Añadió que cada mes el IPC recolecta información de los productos de la canasta familiar de manera que semanalmente se lo envía a la oficina central del INE que se encuentra en la ciudad de La Paz para ser registrados y posteriormente tabulados.
“El IPC es una herramienta que nos ayuda a saber qué productos se incrementaron o bajaron sus precios como también el porcentaje subieron sus costos”, explicó Ramos.
Con respecto al tema, el presidente del Colegio de Economistas, Manuel Figueroa, explicó que estos incrementos mayormente se deben a que productos como el tomate, son alimentos estacionarios, y cuando estos no abastecen a los mercados, tienden a subir por la alta demanda de la población; de manera que normalmente el monto aumenta hasta más del 500 por ciento.
Asimismo señaló que productos como la carne de res, pollo y de cerdo tienden a incrementar sus precios y especialmente en fechas de fin de año, “al haber mayor cantidad de dinero por parte de la población, hace que aumente la demanda de consumo y si no existe un incremento de la producción de bienes que se requieren se tiende a aumentar los precios por la escases del alimento”.
“El departamento no es el más caro del país pero es el que presenta mayor índice de inflación en los precios de los productos además que cada vez el poder adquisitivo nos hace comprar menos cosas con el mismo sueldo que tenemos”, señaló.
Recordó además, que no hay que olvidar que en fin de año varios turistas ingresan al departamento a vacacionar, lo que representa que productos de primera necesidad tengan mayor demanda. En el mes de noviembre los productos que subieron sus precios a nivel nacional fueron el tomate, zanahoria, arveja.

Productos y servicios que tomó en cuenta el IPC

Entre algunos de los parámetros que se tomaron en cuenta para realizar el índice de precios al consumidor están los alimentos y bebidas no alcohólicas, bebidas alcohólicas y tabaco, prendas de vestir y calzados, vivienda y servicios básicos, muebles, bienes y servicios domésticos, salud, transporte, comunicaciones, recreación y cultura, educación, restaurantes y hoteles, pero también bienes y servicios diversos.

No comments:

Post a Comment